Tercera semana del desarrollo:

Embrión trilaminar

La tercera semana del desarrollo se caracteriza por ser un período de desarrollo rápido. Coincide con la falta del período menstrual de la embarazada. Al comienzo de la tercera semana aparece en la superficie dorsal del embrión bilaminar, la línea primitiva, en su porción caudal y en la línea media.

Dicha estructura se va alargando progresivamente debido al agregado de células en su región caudal y al mismo tiempo su extremo craneal sufre un engrosamiento que constituye el nodo primitivo.

Aproximadamente en el día 16º del desarrollo por un mecanismo de gastrulación, que se caracteriza por movimientos celulares pronunciados, hace su aparición la tercera hoja embrionaria. Las células ectodérmicas de los bordes de la línea primitiva proliferan y migran hacia el interior para formar el mesodermo. Dicha hoja se ubica entre el ectodermo y el endodermo y se denomina mesodermo intraembrionario, el que posteriormente formará el mesénquima.

El embrión bilaminar se ha transformado en trilaminar. Desde el nodo primitivo se pro- duce una migración celular en sentido craneal formando en la línea media un cordón, el proceso notocordal, el cual crece del interior medial del mesodermo (entre el ectodermo y el endodermo) y llega hasta la lámina precordal que indica el futuro lugar de la boca. La lámina precordal se encuentra adherida al ectodermo constituyendo la membrana orofaríngea, lo que impide que el proceso notocordal se extienda más.

Caudalmente en relación a la línea primitiva se encuentra la membrana cloacal donde también se fusionan ectodermo y endodermo.

En consecuencia, a nivel de las membranas orofaríngea y cloacal el embrión es bilaminar (ectodermo y endodermo).

Al comienzo el embrión es plano circular y luego se hace piriforme y a medida que crece el proceso notocordal se va alargando.

En la región craneal se produce una expansión del disco embrionario.

Hacia el final de la cuarta semana la línea primitiva va a disminuir de tamaño rápidamente y pasa a ser un tejido pequeño a nivel de la región sacrococcígea.

A partir del proceso notocordal se va a originar una banda celular que es la notocorda, la cual constituye un eje en la línea media del embrión. Es la base del esqueleto axial.

Alrededor de la notocorda se van a desarrollar cráneo y columna y luego la misma prácticamente desaparece.

A medida que la notocorda se va desarrollando, el ectodermo suprayacente sufre un engrosamiento y constituye la placa neural que va a originar al sistema nervioso central.

Hacia el día 18 se produce en la placa neu-ral una invaginación a lo largo de su eje central, formándose el surco neural, el cual presenta a cada lado, los pliegues neurales.

Cuando está por finalizar la tercera semana dichos pliegues comienzan a aproximarse y se fusionan. Así, la placa neu ral ahora constituye el tubo neural.

El día 16º aparece una estructura diverticular pequeña, en forma de dedo, la alantoides, derivada de la pared caudal del saco vitelino.

Esta formación es muy pequeña en el embrión humano. Se encuentra relacionada con la formación de la vejiga urinaria y la formación temprana de la sangre y vasos sanguíneos.

Además se produce la segmentación del mesodermo intraembrionario, el cual se diferencia en:

1-Paraaxial: origina las somitas 2-Lateral: origina mesodermo somático: esplácnico y celoma. 3Cardiogénico: origina el corazón.4-Intermedio:origina el sistema urogenital.

Hacia el final de la tercera semana el mesodermo   paraaxial   se  fragmenta  en estructuras cuboideas y pares, las somitas. Se van formando en sentido craneocaudal, apareciendo el primer par de somitas, en sentido caudal a la región craneal de la notocorda.

Debido a la aparición de estas estructuras, el período de tiempo correspondiente entre los

días 20 y 30 se llama período somítico, donde se forman 38 pares de somitas y al final de la

quinta semana se desarrollan 42 a 44 pares de somitas.

Las somitas se dividen en dos zonas, esclerótomo (ventromedial) y dermomiótomo (dorsolateral).

En el mesodermo lateral van apareciendo espacios aislados que luego van confluyendo para constituir el celoma intraembrionario, el que divide a aquel en mesodermo parietal o somático y visceral o esplácnico.

De este celoma van a derivar las cavidades corporales, pleura y peritoneo, y del cardiogénico la pericárdica.

Vasos sanguíneos: Aparecen primero en el corion, la alantoides y el saco vitelino y posteriormente en el embrión.

Finalizando la tercera semana comienza a circular la sangre.

El corazón está formado por pares de tubos cardíacos unidos a los vasos del embrión y de las membranas extraembrionarias.

Por lo tanto, el primer sistema orgánico funcional es el sistema cardiovascular.