Desarrollo Cabeza y Cuello.

Muy temprano en el desarrollo embrionario queda determinado cual va a ser su extremo cefalico y por lo tanto donde se formara la cabeza del embrion; durante la tercera semana aparece la placa neural, cuyo extremo dilatado senala que en esa region se desarrollaran el encefalo, el craneo y la cara del embrion. Durante la cuarta semana, el tubo neural crece rapidamente y forma las vesiculas encefalicas primarias, cuyo volumen lo convierte en el componente mas voluminoso de la region craneofacial.

Tambien en la cuarta semana, ventral al encefalo en desarrollo, se encuentra en la cara, constituida en este momento por una depresion mas o menos central, el estomodeo, rodeado de varios relieves, los primordios faciales. Al fondo del estomodeo hay una membrana, la membrana bucofaringea, que se rompe al final de esta cuarta semana dando acceso a la faringe primitiva.

En conjunto, las vesiculas encefalicas y la cara daran origen a la cabeza. Un poco mas caudal, el cuerpo del embrion se estrecha ligeramente para constituir la region cervical, futuro cuello del embrion, el cual esta rodeado ventrolateralmente por una serie de abultamientos y depresiones, el aparato faringeo; por dentro de este aparato faringeo queda la faringe primitiva o porcion cefalica del intestino primitivo.

A los primordios faciales y al aparato faringeo llegan contribuciones importantes de celulas de la cresta neural, que en esta region se han desprendido del tubo neural aun antes de su cierre. Estas celulas de la cresta neural van a poblar la región craneofacial y cervical, y junto con el mesodermo local darán lugar al tejido muscular, conectivo, esqueletico y vascular de la region. Algunas glandulas endocrinas importantes de nuestro cuerpo tienen origen de esta region con la contribucion de estosmismos tejidos embrionarios y el endodermo que recubre la faringe primitiva.

Resumiendo el desarrollo de la cara y del cuello comienza en la cuarta semana, cuando aparece el aparato faríngeo o branquial rodeando la región ventrolateral de la faringe primitiva.

  • El aparato faríngeo consta de arcos, surcos, bolsas y membranas que se desarrollan en pares en secuencia cefalocaudal.
  • En el humano se forman cinco pares de arcos faríngeos (a diferencia de otras especies en las que se forman seis), y cuatro surcos, bolsas y membranas faríngeas. En el interior de cada arco se encuentra un vaso sanguíneo o arco aórtico, un botón muscular, un cartílago y un nervio. Cada uno de estos elementos dará lugar a las diferentes arterias, músculos, huesos y articulaciones de la región.
  • La morfogénesis de la cara ocurre entre la cuarta y octava semana, aunque aún se observarán muchos cambios durante la etapa fetal y posnatal que modificarán las proporciones entre las diferentes regiones faciales. En la cuarta semana la cara se organiza alrededor de la boca primitiva o estomodeo, con la aparición de los llamados procesos faciales: el proceso frontonasal medial (que es único) y los procesos maxilar y mandibular (cada uno de ellos doble); estos dos últimos son parte del primer arco faríngeo.
  • El proceso frontonasal medial será el responsable del desarrollo de la frente y de parte de la nariz, mientras que los maxilares y mandibulares se encargarán de dar origen a todo el tercio medio e inferior de la cara, incluyendo la boca, la cavidad nasal, el paladar, las mejillas y parte de la nariz, tanto en la parte superficial como en la profundidad, formando huesos, músculos, etcétera. El desarrollo de estos procesos faciales depende en gran medida de la llegada de las células de la cresta neural craneal y de la interacción que estas tienen con el mesénquima local.
  • La formación de las cavidades nasales y bucal, de la lengua y del paladar es parte del desarrollo facial, ya que están incluidas en el interior de la cara y provienen de las mismas estructuras embrionarias.
  • El aparato faríngeo también participa en el desarrollo del cuello, dando origen a varias glándulas endocrinas, que a su vez serán responsables de regular la formación y funcionamiento de muchas otras estructuras de nuestro cuerpo. Entre estas glándulas tenemos a la tiroides, las paratiroides y el timo.